Clima Cerdeña: el tiempo

Clima y temperaturas en Cerdeña

Aquí tienes un resumen climatológico de Cerdeña en cada época y mes del año. También te cuento cuando es la mejor época para viajar en función de las actividades y cosas que quieras hacer durante tu viaje. Todo lo que necesitas saber sobre el clima y las temperaturas en Cerdeña.

Guía Cerdeña

Clima en Cerdeña en cada mes del año

Al igual que ocurre en el resto del Mediterráneo, el clima en Cerdeña es templado. Se caracteriza por tener largos y calurosos veranos, con temperaturas que rondan los 30 °C y unos inviernos templados y húmedos, con una temperatura mínima media de 15 °C. Otoño y primavera son estaciones con un clima agradable, sumamente propicio para los paseos, las visitas turísticas y el senderismo.

Por norma general, Cerdeña no tiene un clima extremo; si bien en verano puede darse una ola de calor y durante el invierno nieva en las montañas, no podrían tomarse estas excepciones como válidas para hablar sobre el clima de este destino. En general, el tiempo en Cerdeña es una maravilla. La temporada alta va de mayo a septiembre, que son los meses en los que se puede disfrutar de las paradisíacas playas de Cerdeña. La temporada baja va de octubre a abril, momento en que el agua del mar está fría, es más difícil encontrar vuelos y los precios en alojamiento son menores.

A continuación tienes un resumen de como es el clima y las temperaturas en Cerdeña durante cada mes del año. No obstante, debes saber que es una isla bastante grande y montañosa, por lo que el tiempo puede variar y es distinto en la costa que en el interior.

Viajar a Cerdeña en enero, clima

Cerdeña en enero

Enero es el mes más frío del año en Cerdeña. La temperatura máxima media ronda los 10 grados, llegando a los 14 si hace buen día y por debajo de 6 durante la noche. El agua mar no alcanza unos los 15 grados, por lo que deberás ser muy valiente si quieres darte un chapuzón. Sin embargo, viajar a Cerdeña en enero es una oportunidad increíble para disfrutar la isla sin turistas y a precios muy económicos.



Viajar a Cerdeña en febrero

Cerdeña en febrero

Se termina el invierno, pero en febrero Cerdeña sigue igual. Hay muy pocos turistas y las temperaturas son bajas. Mejora un poco respecto al mes anterior, pero el termómetro solo llega a los 15 durante la mañana y baja hasta los 7 por la noche. Recuerda que es un dato orientativo, ya que la isla es muy grande y no es lo mismo subirse a una montaña que visitar una playa a las 12 del mediodía. Hablando de montañas... últimas oportunidades para practicar el esquí de montaña.


Viajar a Cerdeña en marzo, clima

Cerdeña en marzo

En marzo el tiempo empieza a mejorar, el termómetro sube y el sol empieza a calentar. Puedes esperar temperaturas diurnas medias que oscilan entre los 14 los 20 grados. Durante el día incluso puede hacer calor. Se trata de un mes bastante lluvioso, pero si estás por la costa seguramente ni lo notarás. No obstante, bañarse en el mar es otra historia. Durante los meses de invierno el agua se ha enfriado, y en marzo sigue bajo mínimos. Recuerda que a finales de mes hay el cambio de horario (una hora menos), por lo que los días se notan más largos y cada vez hay más horas de luz.


Viajar a Cerdeña en abril, clima

Cerdeña en abril

Es una de las mejores épocas del año para visitar la isla: las temperaturas no son tan altas como en los meses de verano y hay mucho sol del que disfrutar. Cerdeña es bastante montañosa, por lo que el clima varía de una región a otra. El clima es más seco en el sur, mientras que en los humedales que rodean la capital, Cagliari, en el sureste, es suave y húmedo. La temperatura media es de 14 grados, con máximas de 20 y mínimas de 9. En abril la temperatura media del mar está en unos 15 °C, que para muchos sigue siendo demasiado fría como para bañarse.



Viajar a Cerdeña en mayo, clima

Cerdeña en mayo

El verano empieza a despegar y se nota en el ambiente. En mayo se puede llegar fácilmente a unos 22 grados durante el día (si hace sol puede que más) y baja a los 12 por la noche. Aunque el clima varía bastante en las montañas, si te quedas por la costa disfrutarás de un tiempo cálido y soleado, con poca lluvia. Viajar a Cerdeña en mayo es genial: hace calor, hay muchas horas de sol y pocos turistas. La temperatura del mar también empieza a subir, y puede rondar los 17 grados. Muchos la encontrarán fría, pero es soportable si te das un baño rápido.


Viajar en junio a Cerdeña, clima y temperaturas

Cerdeña en junio

Empieza la temporada de verano. Sin embargo, junio es el mes más tranquilo en cuanto a afluencia turística. Nada que ver con la locura de agosto. Otro punto a favor es que las temperaturas no son exageradamente altas, especialmente en el interior, por lo que podrás combinar excursiones y senderismo, con las playas más bonitas de la isla. La temperatura media diurna en junio es de 21 ºC, con máximas de 26 y mínimas de 16. La temperatura del mar ha cambiado respecto al mes anterior, y puede alcanzar los 19 o 20 grados. Perfecto para bañarse, hacer esnórquel o bucear.


Viajar Cerdeña en julio, clima temperaturas

Cerdeña en julio

Plena temporada alta, esto significa que la isla empieza a notarse masificada, especialmente a finales de mes. Los días son largos, húmedos y calurosos. De hecho, el termómetro puede alcanzar los 31 grados en el centro de la isla. En la costa, y gracias al famoso viento de mistral que suele azotar la isla, las temperaturas se moderan. Puedes esperar una media de 24 grados. Con mínimas medias de 19°C, las noches son agradablemente cálidas. Perfectas para pasear y cenar al aire libre. Un punto a favor de viajar en julio a Cerdeña es que llueve una media de 2 mm, por lo que es raro encontrarse con chubascos. Un fenómeno que si es cada vez menos raro son las olas de calor. Si te ocurre, tiene solución. ¡Ir a la playa a disfrutar del mar, que tiene una temperatura media de 23 grados. No te pierdas esta lista de las playas de Cerdeña con un mapa muy útil.



Viajar en agosto, clima y tiempo

Cerdeña en agosto

Ya sabes que intento hacer las guías de turismo más honestas posibles, y no te voy a engañar. Viajar a Cerdeña en agosto puede ser infernal. Por dos motivos: Hace mucho calor y hay muchísima gente. ¿Es manejable? Sí lo es. Pero te será difícil encontrar una playa vacía (tal y como las ves en las revistas de turismo). La temperatura máxima media en Cerdeña en agosto es de 30 °C y la media de las mínimas es de 19 °C. Dicho esto, agosto es un mes perfecto para unas vacaciones en la playa. De hecho, te recomiendo pasar las horas de más calor en remojo. Además, muchas playas están equipadas con servicios de tumbonas y sombrillas. Puedes consultar la lista de playas aquí. Si tu interés es perderte por el interior de la isla o hacer excursiones y senderismo, quizás deberías cambiar de plan. En el interior hace más calor que en la costa.


Viajar a Cerdeña en septiembre

Cerdeña en septiembre

Seguimos en temporada alta, pero se nota que muchos ya han acabado las vacaciones. Viajar a Cerdeña en septiembre es una idea genial: hace calor, el agua del mar está templada y siguen habiendo bastantes horas de sol. Además, en septiembre las playas no están tan abarrotadas como en el mes anterior. Otro punto positivo es que, como hace menos calor, podrás realizar alguna excursión al interior o a las montañas. Si buscas autenticidad, deberías explorar algunos pueblos de Cerdeña. Respecto a las temperaturas, la máxima media alcanza los 26 °C en septiembre, con noches agradables más frescas en torno a los 17 ºC. Si tienes la suerte de poder planear tus vacaciones en septiembre, no dudes. Cerdeña es un destino estupendo.



Clima y temperaturas en otoño Cerdeña

Cerdeña en octubre

Octubre es un mes ideal para viajar a Cerdeña, especialmente a principios de mes (antes del cambio horario). Las temperaturas por lo general son muy agradables, con bastantes horas de sol que te perimitirán disfrutar de unas playas espectaculares. Mucho menos abarrotadas que en verano. Además, el agua del mar sigue estando caliente (unos 23 grados), por lo que es ideal para el baño. Como el tiempo es suave, también vas a poder realizar cualquier tipo de actividad que te apetezca: playa, montaña, explorar ciudades y pueblos. ¡Ui! Casi me olvido del termómetro. La máxima media alcanza los 25 °C y baja hasta los 16 °C por la noche.


Clima en Cerdeña en invierno, temperaturas

Cerdeña en noviembre

Temporada baja total. Son pocos los que se aventuran a viajar a Cerdeña en noviembre. Sin embargo, es un mes que aún puede ofrecer días soleados con temperaturas sorprendentemente suaves y agradables. Cuando las altas presiones dan buen tiempo, son condiciones ideales para practicar algún deporte, realizar excursiones, visitar los pueblos o incluso disfrutar de las mejores playas de Cerdeña sin tener que lidiar con las aglomeraciones típicas de los periodos estivales. Recuerda que es una isla grande y con mucho desnivel, por lo tanto, el tiempo puede ser muy variable. En noviembre se puede sentir como el otoño se instala en la isla: el aire es más fresco, hay menos sol y más nubosidad que en los meses anteriores. La media diaria es de 17 °C y desciende a 9 °C por la noche.



Viajar a Cerdeña en diciembre

Cerdeña en diciembre

Lejos de las multitudes, diciembre es uno de los mejores momentos para experimentar el lado más auténtico de isla de Cerdeña. Incluso durante la navidad, hay pocos turistas. La temperatura media es de 12 grados, por lo que con un abrigo, podrás explorar cómodamente la isla y sus diversos paisajes. ¡Ojo que por la noche puede refrescar bastante! Y es que las temperaturas mínimas rondan los 7 grados. Ten en cuenta que la isla es bastante grande, lo que significa que el tiempo puede cambiar drásticamente del interior a la costa. Además, diciembre es el mes más lluvioso (no es nada exagerado) y es interesante llevar algo impermeable. Si quieres darte un chapuzón en el mar, debes saber que el agua es bastante fría y se sitúa en torno a los 16 grados. ¿Hay gente que se baña? Sí. Hay algunos que se bañan durante todo el año. Pero si no lo tienes por costumbre, difícilmente pasarás de los tobillos.


Mejor época para viajar a Cerdeña

Pues, como todo en esta vida, depende de las actividades que quieras hacer y la intención e intereses personales.

Cuando viajar a Cerdeña

Teniendo en cuenta que Cerdeña es un destino que ofrece unas playas espectaculares, verano es la mejor época para viajar. Sin embargo, también es temporada alta, lo que significa que hay mucha más gente y los precios son más elevados. Si tienes posibilidad de elegir fechas para tus vacaciones, venirse en junio o septiembre es una elección fantástica. El clima es perfecto para ir a la playa, la temperatura del mar es óptima y todo se siente menos masificado que en julio y agosto. Además, el calor no es tan intenso, y te será muy cómodo realizar visitas turísticas a las principales ciudades (Alghero, Cagliari, Olbia, Porto Torres etc...), los pueblos e incluso excursiones por la montaña.

Si para ti, las playas no son tan importantes, una buena época para viajar es en primavera y otoño. Incluso puedes aprovechar y viajar a Cerdeña en Semana Santa. El clima y las temperaturas durante estos meses son muy agradables, y al ser temporada baja el alojamiento en Cerdeña es más barato y no hay masificaciones turísticas. También es buen momento para visitar algunos pueblos, donde podrás experimentar una Cerdeña más auténtica y real. Y si esto es lo que más te interesa... ¡Vente en invierno! Muy pocos turistas viajan a Cerdeña durante los meses de más frío y es el único momento del año que se pueden ver esas playas paradisíacas completamente vacías y salvajes. ¡Sí! Cómo en las fotos de las revistas, pero de verdad.


Nuestra selección invierno 2024
Nuestra selección Cerdeña 2024
Alghero
Hotel Florida

Situado en la playa de Lido, queda bastante cerca del centro de Alghero y además, tiene piscina.

Ver más
Recomendaciones Cerdeña
Cagliari
B&B Cappuccine

La ubicación no puede ser mejor. Bien decorado, camas cómodas, desayuno rico... ¡Anímate a probar un B&B!

Ver más
Los mejores de Cerdeña
Olbia
Kkult Boutique Hotel

Un hotel original, moderno y podríamos decir que de lujo. Bien situado, con piscina en la terraza.

Ver más